October 8, 1999


COMENTARIO

La UC Quiere Atraer a Más Estudiantes de los Colegios Comunitarios

Por Richard C. Athkinson
Presidente de la Universidad de California

El año pasado más de 10,000 estudiantes —casi un tercio de todos los que se inscribieron en los ocho planteles generales de la Universidad de California— llegaron allí a través de los colegios comunitarios del estado. No obstante, el uso del sistema de transferencia estudiantil es aún muy bajo. A pesar del creciente número de estudiantes que han pasado de colegios comunitarios a la UC en años recientes, aún no estamos aprovechando debidamente la fuente de cerebros que California necesita para satisfacer las demandas que presenta su compleja sociedad y su creciente fuerza laboral en el campo de la alta tecnología.

Algunos de los 107 colegios comunitarios de California envían un número significativo de estudiantes a la UC, pero otros no lo hacen. Aún los que transfieren una tasa relativamente alta de alumnos mandan menos de lo que se podría esperar.

Este asunto debe ser un motivo de preocupación por muchas razones, entre ellas el hecho de que los colegios comunitarios son el sitio donde la mayoría de estudiantes minoritarios de California inician su educación superior. El ampliar el camino que va de los colegios comunitarios a la UC es vital para que el estado pueda educar a los líderes que tomarán sus sitios respectivos en una de las sociedades más diversas del mundo.

Los colegios comunitarios ofrecen una opción conveniente y de bajo costo para quienes desean estudiar cerca de casa durante los primeros dos años de su educación superior. También ofrecen una valiosa segunda oportunidad para quienes, por razones personales o responsabilidades de trabajo, no han podido realizar estudios superiores de tiempo completo. La UC da prioridad a estos estudiantes sobre todos los demás alumnos que solicitan transferencia, lo cual significa que ellos tienen una mejor oportunidad de conseguir cupo en programas muy competitivos, como ingeniería en UC Berkeley o economía empresarial en UCLA. Y la experiencia muestra que, una vez que han sido aceptados, los estudiantes de colegios comunitarios que pasan a la UC tienen un rendimiento académico igual al de los que ingresan luego de graduarse de preparatoria.

Por todas esas razones, la UC y los colegios comunitarios están tratando de fortalecer el programa de transferencia de alumnos de esos colegios a planteles de la UC. Hace dos años acordamos formalmente que, trabajando juntos, aumentaríamos en un tercio el número de transferencia de esos alumnos desde ahora hasta el 2005. Los planteles de la UC, en colaboración con los colegios comunitarios, están acrecentando sus esfuerzos para que los alumnos se interesen en continuar en la UC, a la vez que los ayudan a que conviertan sus aspiraciones educativas en destrezas académicas.

Hemos establecido una página web (http://www.assist.org) con información acerca de nuestros requisitos para los estudiantes que vienen de colegios comunitarios sepan más fácilmente cuáles cursos deben cursar, y garantizamos admisión en alguno de nuestros planteles a quienes completen esos cursos con calificaciones lo suficientemente buenas.

Estamos trabajando con los colegios comunitarios para poder ofrecer más oportunidades de estudiar parte del tiempo a los alumnos que necesitan combinar los estudios con sus compromisos familiares y laborales. Los planteles también están ayudando a asegurar que haya ayuda financiera disponible para los alumnos, antes y después de la transferencia, y están tratando de identificar, tan temprano como sea posible, a los estudiantes de colegios comunitarios que tienen el talento, y ambición para satisfacer las rigurosas normas de ingresos a la UC.

Los resultados son alentadores: las cifras más recientes de las tasas de transferencia muestran que el número de estudiantes de colegios comunitarios admitidos a la UC está aumentando. Pero es obvio que debemos atraer a muchos más alumnos de lo que estamos haciendo ahora.

¿Qué gana la UC al aumentar la transfe-rencia de alumnos? Ayudamos a California a educar a la próxima generación. Ayudamos también a nuestros propios planteles en sus esfuerzos para dar cabida a un número récord de solicitantes en la próxima década, al hacerles ver que vale la pena que estudien sus dos primeros años en un colegio comunitario. Nosotros obtenemos alumnos sobresalientes —muchos de ellos con más madurez y de una mayor diversidad étnica— que enriquecen la educación de todo alumno de la UC.

En 1907, el entonces presidente de la UC, Benjamin Ide Wheeler, ayudó a modelar la legislación que creó los colegios comu-nitarios; el profesorado de la UC desarrolló el primer currículum de colegios comunita-rios, el que es muy parecido al de la UC y muy pronto sirvió de modelo para otros sistemas de colegios comunitarios en la nación. Estamos orgullosos del papel que la UC ha jugado en la historia de los colegios comunitarios y queremos hacer llegar la voz a los estudiantes de California y sus familias: Los colegios comunitarios son una manera excelente de ingresar a la UC.

Return to Frontpage