May 16, 2003

Los niños de México

Infancia, bajo la mirada de veinte fotógrafos mexicanos

By Mariana Martinez

El termino infancia es relativamente reciente, hasta antes de la revolución francesa, se consideraba a los niños como adultos pequeños con alma de buen salvaje, pero a partir de las declaraciones de libertad, igualdad y fraternidad los niños pasaron a ser un símbolo de redención social y de paraíso recobrado a través de su inocencia.

En México, con su variedad de escenarios y maneras de vivir, la infancia no es una, sino varias: Niños jugando en climas tropicales, indígenas tarahumáras con sus trajes coloridos en la dura sierra de Chihuahua, niños que trabajan, niños que duermen y lloran y se funden con su medio en los brazos de quien los cuida y guía, niños descubriendo sus cuerpos y aquel del otro que es diferente.

Infancia es una publicación realizada por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (CONACULTA) a través de la Dirección General de Publicaciones y el Programa Alas y Raíces a los Niños, el cual recoge por medio de fotografías las diversas etapas de la infancia, desde el momento de la gestación hasta la frontera del vello, la voz y una forma inédita de ansia traiciona al angel terrible que hemos sido.


Boy with turtle by Adrián Mealand

La iniciativa del proyecto fue de la fotógrafa mexicalense Obdulia Calderón, responsable de la selección fotográfica y coordinación general del proyecto, en el que participaron veinte reconocidos fotógrafos de todo el país, entre ellos Patricia Aridjis; Adrián Mealand; Victor Mendiola; Laura Cano e Ireri de la Peña.

Para la presentación del libro el pasado viernes 9 de Mayo se invitó a dos experimentados fotógrafos a comentar el trabajo y abundar un poco sobre el contexto en que estas fotos deben ser interpretadas.

Rodolfo Candelas Castañeda, fotógrafo y promotor cultural, cursó estudios de fotografía profesional en El Colegio Americano de Fotografía “Ansel Adams” y en la Escuela Activa de Fotografía. Se ha desempeñado como fotógrafo en diversos medios como el periódico Reforma, El Diario de Morelos y la revista Collections, mostrando su trabajo en exposiciones individuales y colectivas en varios estados de la república y en el extranjero.

Ha realizado diversos proyectos fotográfico-culturales como el registro fotográfico del Museo Carlos Pellicer, del Exconvento de Tepoztlán. Forma parte de la Asociación de fotoperiodistas de Morelos A.C., donde ha colaborado en la coordinación de los Seminarios de Fotoperiodismo, que en este año celebra su quinta edición.

El otro invitado es Pablo Guadiana quien inició su práctica como fotógrafo en los talleres de Fotografía Extensión Universitaria. Ha estudiado con Francisco Mata Rosas, Mariana Yampolsky, Yolanda Andrade, Elsa Medina, Pablo Ortiz Monasterio y Enrique Trejo. Recibió la primera beca de Jóvenes Creadores del FOECA en 1994 por su proyecto Desnudo con la Historia de Baja California.

Las Bienales Plásticas Estatales y Universitarias han seleccionado y premiado varias de sus imágenes. La mayoría de su producción fotográfica ha ilustrado diversas revistas y libros universitarios, sobre todo el área científica. Desde 1998 es maestro de fotografía y fotoperiodismo en la Escuela de Humanidades de la Universidad Autónoma de Baja California y coordina las exposiciones colectivas tituladas Fotofe... la esperanza para la imagen.

Durante la presentación se discutieron por medio de diapositivas algunos aspectos relevantes del trabajo presentado. Los rasgos de orgullo que se perciben en las fotografías de niños trabajando, que aún estando sucios se paran con el pecho de fuera y dignidad en la mirada. También se habló de espontaneidad y desinhibición, del profundo aspecto lúdico de la infancia y la vocación de todo niño de ser feliz más allá de las circunstancias difíciles.

Se criticó sin embargo el que los fotógrafos se enfocaran de manera excesiva en los niños de escasos recursos o indígenas, haciendo del trabajo un muestreo sesgado de lo que es la infancia en México, donde también los niños clase media o alta tienen infancia y momentos igual de relevantes que los “sobre-explotados” niños sucios y con juguetes rotos.

Esta tendencia no es exclusiva de este trabajo, si no que ha marcado el arte del retrato en México por décadas y apenas ahora se está tratando de cambiar esa tendencia al proponer como sujetos fotográficos a una mayor “variedad” de mexicanos.

Otro de los temas de interés fue el lazo que tienen los niños con los animales: En el México rural la infancia está íntimamente ligada a los animales, chivos, vacas, gallinas con los que los niños tienen una relación cercana y vital, muy diferente pero igual de intensa que la de los otros niños con sus mascotas o en entornos de selva en que las iguanas y tortugas son parte del paisaje de la infancia y sustento de toda la comunidad.

Infancia es una publicación fotográfica para disfrute de todos, que resulta un trabajo colectivo de gran valor estético y a la vez un espejo de la diversidad social, pues constituye un panorama de la situación actual de los niños de nuestro país, sus sueños, las prácticas culturales en las que están inmersos y la realidad –a veces cruda y casi trágica- que los envuelve en las diferentes regiones de México.

Return to the Frontpage